Sunny Sunday



  • … o "Soleado Domingo".

    Nigeriano de 17 años del Poli Ejido. Mediocentro. Llegó en navidad para jugar con el B y ha acabado la liga de titular en el primer equipo de un Poli que se ha salvado con la gorra cuando apuntaba a candidato a 2daB.

    Este chavalín es un portento físico, presiona, lucha y sabe jugarla. Muy completo.



  • Este no jugo el torneo de brunete con el real madrid???



  • @davorz:

    Este no jugo el torneo de brunete con el real madrid???

    Parese que no. Es aún más rara la cosa.

    –---------------------

    En Nigeria, donde nació, le conocen por Stephen Sunday. En el fútbol atiende por Sony y en El Ejido es Sony Melero. Tres en uno para presentar a un futbolista de 16 años que, dice Pepe Mel, técnico del Poli, será la sensación del fútbol español desde septiembre. El club almeriense ha rechazado una oferta del Real Madrid por él: 300.000 euros y un partido amistoso. También el Atléti se ha interesado por este mediocentro que dicen va a ser una gran figura.

    La historia de Sony empieza cuando un paisano suyo, agente de futbolistas en Bélgica, le comenta que en el fútbol belga juegan muchos africanos y que debería animarse y probar. Él jugaba en la escuela que Taribo West, el que fuera notable jugador nigeriano, tiene en Lagos. Sony tarda poco tiempo en animarse y pronto llega a París, llama a su paisano desde el aeropuerto y se lleva el primer chasco: "¿Que estás aquí? ¡Pero hombre, ahora no es momento!", se escaquea el agente. Sony reacciona rápido. Recuerda que tiene dos amigos en Móstoles, Elvis y Lloyd, y se pone en contacto con ellos. "Vente, que tenemos sitio en casa para ti", le dicen. Y Sony se planta en Madrid.

    Estamos en julio de 2004 y, como ahora, se está jugando el Mundialito de la Inmigración, en su tercera edición. Nigeria, su país, se proclama campeón a las órdenes de Peter, un técnico muy involucrado en el deporte de los inmigrantes y verdadero padre espiritual de la mayoría de africanos que viven en Madrid. Sus amigos le presentan a Sony y Peter le anima a debutar con el equipo nigeriano en un amistoso con el juvenil del Rayo. Juega y deslumbra. En la grada está Rodrigo Fernández, que trabaja para El Ejido. "He visto un jugador extraordinario", le comenta a Mel, quien da orden de seguir al jugador. Al poco tiempo lo ficha el equipo B de El Ejido. Juan José Melero, director general del Poli, se convierte en su tutor, figura obligada para jóvenes extranjeros en la situación de Sony. Su relación es tan estrecha que los chungones del Poli acaban llamando al chico Sony Melero.

    El Poli le firma un contrato por seis años ante la alegría de Pita, de Rodrigo y de José Jiménez, empresario cárnico de Madrid, jefe del Inter madrileño y verdadero ángel para muchos inmigrantes a los que acoje en sus empresas, contrata y ayuda a obtener los papeles que les facilitan su integración en España.


Accede para responder